¡Menudo año! Se nos ha pasado volando ¿y a vosotros? Y es que cuando te lo pasas bien y tienes mil tareas que hacer, el tiempo pasa volando. Parece que fue ayer cuando os felicitamos una feliz navidad ¡el año pasado! Pero como todos los finales de año, no queremos dejar pasar esta oportunidad para recapitular los momentos estelares de Amare.

Y lo primero es felicitaros a vosotros por seguirnos en este viaje, en esta aventura nuestra. Gracias por confiar en nosotros, en nuestros pequeños y en los centros legales de cría nacionales. Sabemos que es el esfuerzo de todos el que hace que nuestros compañeros de cuatro patas tengan una mejor vida, salud y felicidad, por lo que os lo agradecemos profundamente.

También queremos agradecer a nuestro veterinario y su equipo de Tartanga la labor que hacen con nuestros pequeños, incluso en las horas más intempestiva. Gracias por vuestra paciencia, las llamadas telefónicas en domingos, y la sonrisa con la que nos recibís cuando nosotras estamos ya agotadas. Sin vosotros Amare no podría existir tampoco.

Por nuestra parte, en el centro hemos realizado diversas modificaciones este año. Añadimos las camas que faltaban, realizamos pruebas genéticas más completas a las nuevas mamis, arreglamos las escaleras exteriores para hacerlas más seguras, terminamos el photocal de la entrada, terminamos de acondicionar la peluquería, y adquirimos nuevos sementales para el centro (¡Hola Foxy, hola Maxi, hola Alan, hola Yolito!) que sustituirán a nuestros machos jubilados. Y aunque menos importante, yo personalmente conseguí la cámara fotográfica profesional con la que llevaba soñando años 🙂 (se nota la diferencia en las fotos antiguas a las nuevas, ¿verdad?)

Y aunque el blog sabemos que lo tenemos abandonado últimamente, nos comprometemos en este nuevo año a tenerlo operativo y funcionando de nuevo de manera regular. No dudéis en escribirnos sobre cualquier duda o aclaración que queráis, estaremos encantados de escribir sobre nuevos temas que os interesen.

Dejamos atrás una década, una década preciosa que vio el nacimiento de Amare ¡Adiós 2019, hola 2020!